jueves, 12 de junio de 2008

Esto es el acabose, estamos desabastecidos. Jamás pesé que que iba a llegar el día en que la humanidad se quedara sin packs indivisibles de Bifidus Lactófilos Bioposhasforzados con Esteroles Absorventes Enriquecidos a base de Elecaseis Alpha. Los del transporte con su huelga no son conscientes de la masacre que están produciendo en una legión de intestinos descontrolados, de la batallas campales que se están desencadenando en el seno de millones de floras intestinales. Que les quede claro que son los responsables de los profundos cambios que están a punto de suceder en las más arraigadas costumbres en el seno de las familias porque pronto esos desfiles ante la puerta del water por estricto orden de prelación dejarán de suceder. Si desaparece ese momento ¿cómo se establecerá la jerarquía del clan? ¿cómo podrá subir de categoría el miembro más fuerte o más listo? ¿cómo se desarrollará la habilidad de colarse en la cola del autobús? Unos intestinos descontrolados solo traerán el caos a nuestra civilización.

1 comentario:

Pedro Espinosa dijo...

Jo, Eduardo. No has dicho nada de los goyures de pera. También se han acabado y lo peor es que preguntas y nadie te dice cuándo volverán. Los transportistas nos están arruinando la vida. Yo tengo guardados cuatro pero caducarán en cinco días. ¿Habrán vuelto para entonces a las neveras de los súperes?